MIENTRAS LAS NIÑERAS ROJITAS VIAJAN EN JET PRIVADO : La inflación acabara con el Venezolano en el 2015

Por NotiCensura : jueves, octubre 30, 2014


La inflación es una de las mayores preocupaciones de los venezolanos y las distintas medidas tomadas por el gobierno de Nicolás Maduro para contenerla han demostrado ser insuficientes. De acuerdo con el economista y presidente de la consultora Ecoanalítica, Pedro Palma, el panorama continuará siendo desolador en el corto plazo.

Durante el foro “Coyuntura y Perspectivas Macroeconómicas 2015″, Palma vaticinó que la inflación en Venezuela escalará a los tres dígitos el próximo año y se ubicará entre el 110 y el 120 por ciento. “Es una situación alarmante”, advirtió. “Hoy tenemos problemas económicos más profundos de los que teníamos un año atrás”, agregó.

Para este año, el economista considera que el índice de precios al consumidor puede cerrar en entre un 72 y un 75 por ciento, a la vez que se registrará una contracción económica del 4 por ciento. El déficit fiscal podría superar el 20% del PIB, según recoge la edición digital de El Nacional.

Luis Vicente León, presidente de Datanálisis, coincidió en que no sería una sorpresa que la inflación de 2015 sea de tres dígitos, debido a la “agudización de la regulación de precios”. “La economía es un río rebelde y, si intentas desviar su curso natural, te arrastrará indefectiblemente”, señaló.

Según estimaciones del FMI, la inflación en el país caribeño será del 64,3 por ciento. El Instituto Nacional de Estadística (INE) de Venezuela reveló que a una familia venezolana le cuesta 710 dólares adquirir la canasta básica de comida. Lo alarmante de esta cifra es que hace dos años necesitaba u$s290, es decir que hubo un aumento del 150 por ciento.

Estos datos demuestran el fracaso del gobierno de Maduro en esta materia. El mandatario había anunciado, el año pasado, una “ofensiva económica” para contener la crisis en ese país, marcada por los altos precios, la escasez de productos básicos y las dificultades para obtener divisas con las que financiar importaciones de insumos necesarios para la industria.

El cierre de la frontera con Colombia durante la noche para impedir el contrabando hacia ese país de combustible, alimentos y elementos de higiene; la implementación de un sistema captahuellas para registrar cada una de las compras hechas por los venezolanos y la imposición de precios mínimos no son suficientes para revertir el índice de inflación.

El año pasado, la tasa inflacionaria cerró en un 56,2 por ciento. En los primeros ocho meses del año, acumuló un crecimiento del 39 por ciento y, hasta ahora, la inflación es del 63,4% interanual, de acuerdo con los últimos datos brindados por el Banco Central de Venezuela.

Fuente: Infobae