(SEMILLA DEL FASCISMO ESPAÑOL) Sacan a la fuerza a anti-chavista en rueda de prensa de Monedero

Por NotiCensura : viernes, febrero 20, 2015
Alberto Casillas lo ha vuelto a hacer. El camarero que se convirtió en héroe el 25 de septiembre de 2012 tras resguardar en su bar a varios jóvenes que acudieron a una convocatoria de «Rodea el Congreso» perseguidos por la policía, ha vuelto a plantar cara a Podemos y sus líderes.

Minutos antes de la comparecencia de Juan Carlos Monedero, quien ha convocado una rueda de prensa en el mediodía de este viernes para aclarar sus polémicos ingresos por asesorías en Latinoamérica y por los que tributó a través de una sociedad, ahorrándose 68.351,91 euros en impuestos, Casillas ha reaparecido.

Como si de una pesadilla de tratase, Pablo Iglesias ha vuelto a ver al mismo hombre que el pasado mes de junio ya le plantó cara en el Hotel Ritz de Madrid. Entonces, Casillas, que vivió en Venezuela durante unos años y aún tiene allí a su mujer e hija, le pidió que explicase su vinculación con el régimen de Nicolás Maduro después de que se conociera que Podemos había recibido dinero del régimen bolivariano a través de una fundación afín. Según el camarero, su propia hija había sufrido represión policial por parte del Gobierno venezolano y su esposa ni siquiera podía comprar papel ni comida.

Ahora que Juan Carlos Monedero también iba a explicar sus trabajos para varios gobiernos de latinoamérica, el camarero ha aprovechado la ocasión para volver a arremeter contra la cúpula de Podemos, cuyas relaciones con Venezuela irritan a Alberto Casillas.



Su presencia ha retrasado durante más de una hora el comienzo de la rueda de prensa del ‘número tres’ de Podemos. La organización ha calificado a Casillas de «problema de seguridad». Tras ser reconocido por los miembros de partido, le han instado a abandonar el local, algo a lo que se ha negado a hacer de forma voluntaria.

«Tienen miedo a la verdad», decía mientras esperaba la aparición de Monedero. «No vengo a sabotear, vengo a oír ¿Por qué van a llamar a la Policía?», ha denunciado.

Al final, ha tenido que ser sacado a la fuerza de las instalaciones por dos policías nacionales mientras gritaba «¿qué delito he cometido?».



FUENTE ABC